El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El gobierno estadounidense debe respetar las actividades de sus ciudadanos durante la Semanade Derechos Humanos

Estamos profundamente preocupados por los informes del aumento de la represión por parte del gobierno de Estados Unidos contra los ciudadanos estadounidenses que se expresan pacíficamente. De especial preocupación son los informes de que miembros de los cuerpos policiales de distintas ciudades detuvieron, acosaron y asaltaron a docenas de activistas del movimiento Occupy Wall Street , de sindicatos, organizaciones que luchan por los derechos de las minorías, organizaciones religiosas y otros para impedir que se expresaran libremente en el Día de los Derechos Humanos el 10 de diciembre. El presidente Obama declaró la Semana de los Derechos Humanos del 10 de diciembre al 17 de diciembre, pero durante esos días la represión se ha incrementado y la violación de los Derechos Humanos se mantiene.

Miembros del Movimiento Occupy Wall Street, ganadores del apoyo de la mayoría del pueblo estadounidense por ser el 99 por ciento de la población, enfrentaron los acosos de la policía de distintos estados, que portaban armas modernas y gases que utilizaron contra los manifestantes en estas últimas semanas, muchos fueron detenidos después de manifestarse pacíficamente en parques, calles y puertos de la nación. Varios activistas han resultado heridos, incluyendo uno que manifestaba en Oakland pacíficamente cuando una granada de gas lacrimógeno explotó al chocar contra su cabeza, varios han sido detenidos sin cargos o proceso judicial. En el último mes, docenas de otros activistas han enfrentado represión en toda la nación. Según informes las detenciones en diciembre han sido más de 300.

Ahora que los ciudadanos de todo el mundo celebran la Semana de los Derechos Humanos, pedimos que terminen inmediatamente el acoso y la violencia contra los ciudadanos estadounidenses que critican pacíficamente el control del país por parte de Wall Street.

Los miembros del movimiento Occupy Wall Street han enfocado su protesta contra el uno por ciento que controla la economía del país, con el fin de lograr una mayor participación del pueblo estadounidense en las decisiones que se tomen, para fomentar los ideales democráticos y mejorar las condiciones de los derechos humanos en Estados Unidos.

Tomando la idea de lo que dijo el presidente Obama en el discurso que pronunciara en marzo en Chile y llevando esta a la situación de Estados Unidos, diríamos que “las autoridades estadounidenses deben tomar considerables medidas para respetar los derechos básicos del pueblo de Estados Unidos, no porque el mundo insista en ello, sino porque el pueblo estadounidense lo merece”. Hacemos un llamamiento al gobierno de Estados Unidos para que respete todas las actividades pacíficas relacionadas con el Movimiento Occupy Wall Street y honre debidamente la conmemoración dela Semana de los Derechos Humanos.

Anuncios